Creative Commons 3.0 RSS CSS 2.1 XHTML 1.0
Login  
Registro
 
Escrito por na el miércoles, 23 de septiembre de 2009

Sé que es absurdo intentar captar la complejidad del territorio en un mapa. Y mucho menos en un mapa que describimos con palabras.
Es lo que tienen los sentidos lo que echo en falta:
Las imagenes, los sonidos, olores, sabores, hormigueos y escalofrios. Todo eso capaz de hacer aflorar a la consciencia, en milisegundos, lo que nos llevaría varias vidas intentar describir.
Pero, de momento, es lo que hay.
Y me doy cuenta de que es una puta mierda, pero no se me ocurre otra forma de hacerlo, eso sí, estamos abiertas a todo tipo de sugerencias.
No pretendo engañar, ni embaucar, ni convencer ni na. Allá cada cual con su conciencia. No sé si este mapa nos llevará al tesoro. Es más, ni siquiera sé si ese tesoro encantado existe. No puedo darle carácter de realidad. Porque no cuento con la certeza necesaria para que la comunicación sea algo más que palabras. Algo más que los parloteos de una mente desquiciada. Por eso el lenguaje se vuelve tan frustrante. Hay que meter tantos "para mi, en mi opinión" que vuelve tediosa la exposición. Y si ya de por si es jodido explicar ciertos conceptos, como para andar metiendo palabras todavía mas complicadas. Palabras del sánscrito na menos. Y las traducciones de esos conceptos estan tan contaminadas que intentar definir cada término (otra vez) resulta frustrante y agotador. Aparte de no conducir a nada.
Por tanto, para explicarme, voy a intentar sustituir el nombre de la idea por un símbolo. Algo así como las leyendas de los mapas. Una especie de pictograma. En la práctica, sobre el terreno, todo esta integrado. Pero para entenderlo, para que quede claro y pueda sernos útil, creo que necesitamos separarlo.

Este mapa existe. Y es mas antiguo que nosotras y ellos. Se merece una oportunidad sólo por eso. Pero, además, tiene características comunes con muchísimos enfoques a lo largo de siglos y culturas. Puede que sea casualidad, pero esta ahí. Y hay mucha gente que no lo sabe. También hay gente a la que no le importa, todo hay que decirlo...
Ante nosotras, un abismo. Una posibilidad.
Antes de saltar, necesito desnudarme. Quien sabe, quizá alguien encuentre la ropa y le dé por indagar. Quizá tenga que volver a por mis botas. Quizás...

Estos son los sïmbolos que he elegido. No sé si por casualidad. Y he intentado plasmar brevemente lo que representan. Vale, escribir cuadrado no simboliza nada, pero lo que cuenta, esta debajo. Un poco como los jeroglíficos egipcios. Una especie de tótem americano.
Espero que nuestras colegas de la cia no lo interpreten como encriptado.

CAPAS, CUERPOS, PLANOS...
¿Qué obtenemos separando? Paradójicamente, que todo quede mas claro.
Y si no, lo conseguimos, habremos fracasado.
Buscamos dar un poco de significado a lo que venimos estudiando de forma separada.
Salomónicamente, ante estas dudas en la universidad optaban por mitad y mitad. Mitad genética, mitad ambiental. Eso, cuando no se potencia una de las alternativas en decremento de la otra... pero esos enfoques, no tienen puntos en comun en nuestros modelos. No hay un algo (y si lo hay lo desconozco) que le dé coherencia y significado. Es fruto de la mentalidad de nuestro tiempo.

El individuo esta matando al ser humano.

LEYENDAS:
Cuadrado. Es el primer cuerpo que se desarrolla. El cuerpo fisico, material. Es el enfoque de la medicina. Y de la estética.
Círculo El cuerpo etéreo o vital. El emocional. La ciencia que se acerca (o dice que lo intenta) es la psicología.
Triángulo El cuerpo astral. El eléctrico, el magnético. El conectar. Por primera vez aparece el otro. Es nuestro ámbito social.
Estrella Simboliza el cuerpo mental o psíkico. es el nivel del ser humano. hasta aqui como animales. despues de aqui, divinos.
Cubo Representa el cuerpo espiritual
Esfera El cuerpo cósmico.
Pirámide Nirvánico.


Conforme nos alejamos del nivel físico, vamos teniendo menos referentes. Y es mejor que así sea. Andamos escasas de fe. Cada cual debe encontrar (o no) su propio dios.
Hay taaaanto que hacer hasta llegar a la estrella...
No hace falta creerlo. Puede ser comprobado.

Vale, suena a mucho ruido y pocas nueces.
Pero es lo que tiene mi egocéntrica cáscara.
Lamento no saber hacerlo mejor.
Comentar Temas relacionados: Consciencia